Mas de 300 internos de la region a accedido a Bono Covid o Ingreso Familiar de Emergencia

Labor del personal de las áreas técnicas de las unidades penales ha sido fundamental para que los privados de libertad puedan obtener este beneficio. //

Las gestiones realizadas por personal de Gendarmería, y en particular de funcionarios de las áreas técnicas de las unidades penales, han permitido que 368 personas privadas de libertad de la región de Valparaíso hayan podido acceder a distintos beneficios estatales enmarcados en la crisis económica producto de la pandemia.

En este contexto es preciso detallar que para acceder a cualquiera de los beneficios anteriormente mencionados es requisito fundamental contar con el Registro Social de Hogares, de esta forma quienes reciben los beneficios son personas que, a pesar de su condición de privados de libertad, siguen siendo jefes de hogar.

El jefe técnico regional de Gendarmería, Carlos Espinoza, sostuvo que: “como dirección regional de Valparaíso, el día 30 de junio, tomamos contacto con la señora Teresa Ibacache, encargada de Chile Atiende de la región de Valparaíso, con la cual hemos coordinado acciones para que las distintas unidades penales, a través de sus jefes técnicos locales, puedan tramitar los beneficios, tanto bono Covid-19 como Ingreso Familiar de Emergencia”.

Una vez realizada la coordinación con Chile Atiende Gendarmería, por, medio del director regional de aquel entones, coronel Manuel Palacios, firmó un convenio el 23 de agosto. Éste permitió que el área técnica tramite y gestione ambas prestaciones.

En cuanto a los requisitos que deben cumplir quienes postulen a estos beneficios, Carlos Espinoza detalló que en el caso del bono Covid-19 “beneficia a personas con subsidio familiar, familias del sistema de seguridad y oportunidades y hogares que pertenezcan al 60 por ciento más vulnerable según el registro social de hogares; que no tengan ingresos formales por trabajos o pensión y sin beneficio como el de asignación familiar. El otro instrumento es el ingreso familiar de emergencia, que es una ayuda económica para los hogares que reciben ingresos informales o formales insuficientes y que han visto disminuidos estos recursos debido a que no pueden trabajar a casusa de la emergencia producida por el Covid.19”.

CCP SAN ANTONIO

Una de las unidades penales que ha logrado que una mayor cantidad de privados de libertad accedan a estos bonos es el Centro de Cumplimiento Penitenciario de San Antonio. Aquí el trabajo del personal del área técnica ha permitido que 37 hombres y 15 mujeres sean beneficiarios. Además, diez postulaciones se encuentran pendientes.

En cuanto a los pasos a seguir para la postulación, Mónica Soto detalló que: “En primera instancia los usuarios realizan un escrito donde señalan que necesita que se le tramite uno de los dos beneficios. En el escrito es importante que señale el nombre de la persona a la que le va a conferir el poder. Empezamos a tramitar estos beneficios, llamamos a la persona que ha sido beneficiaria y se le explica que debe venir a la unidad penal a llenar un poder”.

Una vez firmado el poder por el tercero y el profesional de Gendarmería, una copia de éste es enviado a la encargada del IPS, quien finalmente confirmará si el postulante cumple con los requisitos para acceder.

La labor realizada por las áreas técnicas de las unidades penales continúa, por lo que se espera que el número de beneficiarios se incremente.




Deja un comentario