Putaendo: Comprueban que estero Chalaco no mejorará sus niveles de turbiedad

El alcalde Guillermo Reyes, junto a profesionales del municipio y arrieros de Putaendo comprobaron en terreno las dificultades que los esteros Chalaco y Potrerillos están generando para el abastecimiento de los APR de Casablanca y Los Patos. Según pudo constatar la comitiva, la turbiedad del agua no cesará en un corto plazo.//

Luego de un recorrido de más de cinco horas, una delegación compuesta por el alcalde Guillermo Reyes, un equipo técnico municipal y experimentados arrieros de Putaendo, arribó hasta la zona denominada Potrerillos, ubicada a 20 km al interior de la localidad de Los Patos, sobre los 2.250 msnm.

En la oportunidad, la comitiva pudo comprobar en terreno que los aluviones del mes de febrero de este año y los ocurridos recientemente productos de los temporales en altura, modificaron profundamente la topografía del estero Potrerillos y del propio Chalaco. Ambos afluentes del río Putaendo han registrado altos índices de turbiedad en los últimos meses, impidiendo el normal funcionamiento de los sistemas de agua potable rural de Casablanca y Los Patos.

“En este recorrido pudimos comprobar que la magnitud de los aludes, sumado a los deshielos, hacen casi imposible que en un corto o, incluso, mediano plazo el estero Chalaco presente aguas con índices aceptables para ser potabilizada por los sistemas de APR. Seguramente, los niveles de turbiedad seguirán por varios meses más”, indicó el edil de Putaendo.

De esta forma, existe un complejo escenario que sustenta la propuesta municipal de extraer agua desde el río Rocín. “Con los antecedentes recopilados queremos hacer recapacitar a la Dirección de Obras Hidráulicas para que no insista en terminar su último proyecto de decantación y se convenza de que la solución más factible es captar agua directamente del río Rocín”, manifestó la autoridad comunal.

Autoridades provinciales coinciden en propuesta municipal

Paralelamente, el alcalde Guillermo Reyes valoró las declaraciones del Gobernador Provincial Eduardo León quien coincidió públicamente que una de las mejores opciones para solucionar esta problemática es la planteada por el municipio de Putaendo.

Para la primera autoridad de la comuna, la solución más eficiente, de menor gasto económico y que puede realizarse en un tiempo acotado, es la presentada por profesionales del municipio, quienes proponen sacar el agua del río Rocín, metros al norte del punto donde desemboca el turbio afluente del Chalaco. No obstante, el edil concuerda que las mejoras definitivas para el correcto funcionamiento de estos sistemas de APR será sacar agua a los pies del Embalse Chacrillas.




Deja un comentario